Libros Libres Blog

bismarckundnapoleoniii

El sobrino olvidado

El día de ayer fue un día caótico en la oficina, uno de esos días que parece haber una mano invisible cortando los cables de todas las cosas que pueden salir mal para que así pase; sin embargo, muchas veces, al final de esos días, las cosas generalmente se voltean de manera radical, donde todo sale mejor de lo que hubieran salido si aquellos problemas no hubieran surgido. Al terminar el día de trabajo ayer, salí de la oficina en la noche, una noche bastante fría,  típica de otoño, donde la niebla despierta y baja a las calles a observar el comportamiento de los humanos. Al estar cruzando la primera esquina, cerca de m&a (se encuentra a una cuadra de mi oficina), vi a un señor caminando vestido de etiqueta rigurosa, portando un bastón con cabeza de plata, guantes blancos y un sombrero alto, como aquellos que se utilizaban a principios del siglo pasado o finales del antepasado. El día de hoy es bastante extraño encontrarnos con alguien que vista de esta manera, ya que nuestros tiempos han perdido mucho del respet entre los individuos, ya que el vestir bien es una forma de respeto para nosotros mismos y para nuestro prójimo. El ver a esta persona me  hizo recordar a un personaje que a mi punto de vista, ha sido olvidado por la historia, un sobrino de uno de los hombres más famosos de la historia, siendo opacado solo por Jesucristo. Este hombre es Napoleón III, un personaje a quien por alguna extraña razón le tengo mucha simpatía. Charles–Louis Napoleón Bonaparte fue hijo de Louis Bonaparte, hermano del famosísimo Napoleón I, emperador de Francia, y Hortensia de Beuharnais, hija de Josefina de Beuharnais, esposa de Napoleón Bonaparte por 12 años hasta que éste la divorció, ya que no pudo tener más hijos. Charles–Louis Napoleón nació en París de 1808, cuando las guerras napoleónicas llamadas en honor de su tío y autor de ellas estaban a todo lo que daban. En el año de 1815, tras la derrota de Napoleón I, en la batalla de Waterloo y al ser despojado de su trono, toda la familia Bonaparte fue enviada al exilio a diferentes lugares de Europa, mientras que su tío fue enviado hasta Santa Helena. Su infancia la pasó en los Alpes suizos, donde fue educado y criado por su madre, quien había llegado a ser, en sus épocas de gloria, reina de Holanda junto con su marido, un reino al que le tomaron mucho cariño, a tal grado que siempre tenía tulipanes (flor nacional de Holanda) al lado de su cama. No obstante, Charles-Louis Napoleón siempre supo que de alguna manera tenía que seguir los pasos de su tío Napoleón I, ya que el hijo de éste, conocido como “El Aguilucho” y quien portaba el título de rey de Roma, murió a los 18 años en Austria. Charles- Louis Napoleón intento hacer un par de golpes de estado donde falló cabalmente y no fue hasta la revolución de 1848 cuando entró en la política de su patria y fue electo con el título Napoleón III, emperador de los franceses. Napoleón III realmente intentó hacer mucho por su querida Francia, orquestando eventos como la guerra de Crimea contra los rusos, a quienes derrotó; la intervención francesa en México donde falló; y la guerra Franco-prusiana, donde fue derrotado y capturado por Otto Von Bismark, después de la infame batalla de Sedan. Napoleón III murió en Londres en 1873. Sus últimas palabras fueron “Êtes vous à Sedan?” (¿Estuvo usted en Sedan?) Así fue la historia del sobrino olvidado.

lestat-entrevista-con-el-vampiro

La novela de Anne Rice

Este verano un amigo mío se hospedó en uno de los hoteles de lujo en Cancún, a donde se fue a vacacionar con la familia de su futura esposa. Durante su vacación me marcó mi amigo desde su celular para decirme que cerca de él estaba la famosa escritora Anne Rice, autora de una novela literaria titulada Entrevista  con el vampiro, y me pregunto que si quería un autógrafo. Normalmente hubiera dicho que sí; sin embargo, últimamente le he perdido mucha admiración, tanto a ella como a sus libros, empezando por la segunda mitad de su segunda novela, donde me parece que cruzó la línea en muchos sentidos; sin embargo, su prosa sigue siendo excelente pese a su contenido. Aunque sus libros se hayan convertido en lo que se hayan convertido, no puedo negar que el primero (Entrevista con el vampiro) es una obra sublime en todos los sentidos, además fue un libro que me ayudó mucho en un periodo de tiempo cuando pasaba por situaciones muy difíciles. La historia trata sobre un reportero, quien se dedicaba a buscar personas con aspecto interesante en las noches para hacerles entrevistas sobre sus vidas, hasta que una noche en San Francisco se encontró con un personaje más peculiar de lo que probablemente hubiera querido. Este personaje era un vampiro llamado Louis quien, después de doscientos años  de existencia nocturna estaba dispuesto a contar su larga historia. Esa historia comienza en el año de 1792, cerca de la ciudad de Nueva Orleans, después de perder a su esposa e hijo durante un mal parto en sus plantíos de tabaco e índigos, donde vivían lejos de los disturbios y ruidos de la sociedad criolla novo-francesa que habitaba la región, una región donde se combinaban los misterios de los pantanos y sus bestias con hermosas casas de un lujo, parecido al de la corte de Francia. La historia, desde sus comienzos en 1792 hasta su final en el año de 1995, está llena de tragedia y misterio; sin embargo, la escritora escribe estos relatos de tal forma que el lector, de alguna manera, siente una cierta comodidad en la tragedia, el silencio y la muerte. Algo que realmente me gustó, es la manera en la que la novelista describe los alrededores físicos, así como la situación política y cotidiana de los 200 años que esta novela recorre. A su vez, la escritura de la novelista nos hace creer todo lo que está sucediendo en la historia, una historia que trata de vampiros, quienes poseen el regalo o la maldición de la vida eterna en la tierra. Anne Rice logró esto debido a su fina manera de enfatizar los detalles de todo lo que sucedía a sus alrededores y hacerlos explotar como partículas atómicas, encapsulados en una bomba. Entrevista con el vampiro fue la primera novela de su género donde el vampiro no es el antagonista, sino el personaje principal, haciéndonos entrar a la mente y alma de estos misteriosos seres folklóricos.

la-segunda-revolucion-industrial

El cambio radical

Al estar volando en un avión de VivaAerobus en camino a Tijuana, estaba viendo las fotos de una exposición del siglo XIX a la que había ido el día anterior; comencé a reflexionar sobre aquel periodo de la historia humana, un periodo cuando el mundo  sufrió uno de los cambios más dramáticos, si no es que el más dramático que hemos vivido hasta hoy en día, aunque el día de hoy atravesamos una nueva transformación es la revolución digital. El siglo XIX fue un ciclón tecnológico, artístico, político, económico y social donde todo cambió y donde el humo tomó el lugar de las manos, un cambio favorable para muchos, pero resentido por otros más. Antes de este periodo de tiempo, el mundo era un lugar culturalmente perfectamente bien definido, ya que todos los países, aunque funcionaban igual, eran diferentes en sociedad y costumbres. Esta autonomía cultural era producto de la falta de conexión infraestructural entre los pueblos, por lo que el intercambio social estaba reservado casi exclusivamente para las clases altas, quienes se podían dar el lujo de viajar por el mundo, no por placer, sino por encomiendas impuestas por el rey para llevar a cabo las labores del reino. Previo al siglo XIX, las sociedades vivían en feudos donde las clases sociales estaban muy bien marcadas y donde no existía el concepto de superación personal en ninguna faceta de la palabra. Todo esto cambió con las ideas de expansión social de la burguesía, quien comenzó a entender que si jugaba bien sus cartas podrían ser en un momento dado más ricos que el mismo rey, ya que el comercio y la actividad del comerciante comenzaba a crecer de una manera muy acelerada, trayendo consigo enormes oportunidades de negocio y riqueza. Tras la revolución francesa, el orden mundial cambio, al igual que sus ciudadanos y el orden social lentamente comenzó a cambiar para el bien de las clases burguesas, quienes resultaron ser muy hábiles para los negocios, algo que a los aristócratas nunca les gustó mucho y se veía mal el tener que trabajar para vivir. La sociedad burguesa comenzó a tener tierra y a montar negocios como fábricas y talleres, que podían satisfacer las necesidades de un cliente muy riguroso y quien siempre esperaba lo mejor. Todo cambió realmente con la invención y la modernización de la máquina de vapor, que le daba la oportunidad a la industria de funcionar a su máxima capacidad, sin la ayuda de los elementos naturales como el viento, un elemento natural del cual es sumamente difícil depender. Por primera vez las rutas mercantiles más remotas se hacían mucho más pequeñas y más baratas con el invento del ferrocarril, una industria que hizo billonarios a aquellos pioneros del hierro quienes tuvieron una enorme visión. Es difícil imaginarnos la confusión cultural y tecnológica que han de haber padecido la mayoría de hombres y mujeres del siglo XIX.

el-oficio-de-escribir

El oficio del escritor

El fin de semana pasado pasé todo mi tiempo recostado en mi cama de colchón matrimonial, leyendo un libro y muchos artículos de muchos temas en varias revistas y reafirmé lo que llevo pensando ya por unos años, que el oficio del escritor se ha degradado mucho y su contenido es en muchos casos peor que deplorable. La literatura de todo tipo y género es la disciplina de relatar una historia de cualquier tipo de una manera escrita. Simple como esto podría sonar, no lo es así, ya que el arte de las letras es uno que debe de respetarse y honorarse al profesarse, por lo que cualquier escritor tiene una enorme responsabilidad para con su profesión, ya que como predecesores, el escritor tiene a muchos de los personajes de la historia desde el principio de los tiempos hasta el día de hoy. Cuando un verdadero escritor se aventura a producir un trabajo literario, él o ella saben muy bien que detrás de ellos tienen trabajos de personajes como Einstein, Newton, Shakespeare, Cervantes, Tolstoi, Dostoievski, Kafka, Churchill, Octavio Paz, Dante, etcétera. Aunque los géneros literarios de los grandes personajes que mencioné (además de que hay mil más) son muy distintos, todos ellos tenían un mismo objetivo, que era comunicar el mensaje que habían descifrado o construido para descifrar y compartir con toda una audiencia los mensajes de su mente y su corazón, para que esta tierra sea un mejor lugar. El oficio del escritor es tan complejo e importante que ellos son los únicos que comparten el oficio de seres celestiales como los ángeles. La palabra ángel proviene del griego ángelus, que significa mensajero, ya que los ángeles son los mensajeros de Dios en la tierra. Cuando un escritor transmite un mensaje que tiene en la mente y el corazón, hace exactamente lo mismo que los ángeles, ya que los mensajes que se encuentran hundidos en la mente y en el corazón como perlas en el mar tienen una conexión íntima con lo que los seres humanos no vemos y no conocemos y necesitamos de mentes y corazones que viajen lejos y profundo en el tiempo y espacio para guiarnos en cualquier aspecto. Arthur Schopenhauer (1788-1860) decía que existen dos tipos de escritores, quienes difieren enormemente en su naturaleza  y substancia Aquellos  es escriben por honor a un tema Aquellos que escriben por regalías El filósofo alemán nos dice que aquellos que escriben por las regalías no tienen ninguna pasión por algún tema en específico, sino que simplemente complacen el interés colectivo del momento y no entran al corazón e intelecto de los lectores. Por el contrario, Schopenhauer nos dice que aquellos que escriben en honor a un tema es porque verdaderamente tienen algo que decir a una audiencia y hablan directamente, a través de las letras, con su corazón. Yo creo que el día de hoy debido a la degradación del intelecto común, los escritores de la primera categoría abundan.

maestropizarronprofesora

El respeto al profesor

La semana pasada fue una vendedora a mi casa para enseñarme unas muestras de materiales para pisos que necesito para el piso de mi cocina, sala y baños, por lo que necesitaba una buena variedad de ejemplares para poder tener una buena gama de elección, ya que cuando de pisos se trata soy muy exigente, algo que creo haber heredado de mi padre. Después de haberme mostrado todos los materiales para pisos comenzamos a platicar sobre cosas de la vida completamente ajenas al tema de los pisos, uno de los temas que tocamos más extensamente fue el tema de los hijos, las situaciones que los mueven y como manejarlas. Uno de los temas principales de los hijos e hijas fue el tema de la escuela y la falta de pasión para estudiar, algo que por lo que veo es distinto a cuando yo era pequeño y más importante en otros países, donde el deseo de estudiar es mucho mayor que en nuestro país. En México muchos de los estudiantes de todas las edades, incluyendo los universitarios, cuentan los días de la semana para que llegue el fin de semana para poder ir con sus amigos y olvidar todo lo que tenga que ver con la escuela. Es un hecho que en todo el mundo la mayoría de los estudiantes adoran los fines de semana y el estar con sus amigos, ya que esta es una actividad sumamente saludable y necesaria para el bienestar mental de los jóvenes, quienes tienen que enfrentar un futuro que aparenta ser muy difícil. No obstante, en otros países los estudiantes generalmente tienen más sed de conocimiento y más interés por sus materias, principalmente en países como Suecia, Finlandia, Noruega, Canadá e Inglaterra. Al cuestionar esto, la vendedora lo adjudicaba una falta de ambición, algo con lo que estoy en completo desacuerdo, ya que a mi parecer, en México hay mucha más ambición que en todos los lugares que previamente mencioné. Lo que sí es un hecho es que la vía de conocimiento en sí, previa al resultado final, es más que despreciada en México, ya que la información de cualquier carácter que se encuentre en los libros simplemente no es interesante para el universitario promedio, aunque obviamente no en todos. En otros países (como en los que ya mencioné) los  profesores en las instituciones educativas son unos miembros sumamente respetados de la comunidad  y muchos aspiran a la vida académica y a la investigación, algo que en México simplemente no sucede. En nuestro país, si algún sector de la sociedad no es respetado, es precisamente el sector académico, ya que los maestros no son ni bien remunerados ni admirados, de hecho muchas veces son objeto de burla descarada. A su vez, muchos  de los maestros en nuestro país no aman lo que hacen y muchas veces tienen el mismo concepto de sus propias profesiones que los mismos alumnos.

leer

Libros que te reconciliarán con la naturaleza

Comenzaremos este artículo con una breve explicación del título. ¿Reconciliarnos con la naturaleza? Pues, ¿en qué momento tuvimos una ruptura con ella? Si bien el ser humano es parte de la naturaleza, más aún, es un ente natural, en su afán por generar avances tecnológicos, científicos y culturales, ha terminado por enemistarse con el medio ambiente. No es que hayamos llegado al punto de considerar al planeta y sus recursos como inútiles o prescindibles (todavía). Pero lo que se nos ha olvidado, al parecer, es que dichos recursos, al igual que nosotros, se agotan al cumplir su ciclo y muchos de ellos no pueden renovarse. La historia de nuestra especie ha sido breve, en comparación con las de otras, que comenzaron a existir poco después de que se formaran la estructura y la atmósfera del planeta. Sin embargo, en el corto periodo de su existencia, el ser humano se las ha ingeniado para extinguir especies, contaminar el suelo y el agua y poner en peligro a todas las formas de vida en Tierra, debido a los efectos del cambio climático y a las constantes amenazas de guerras nucleares o bacteriológicas. El deterioro del medio ambiente es un hecho comprobado y las acciones para detenerlo no pueden esperar más. Por eso es que organismos como la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP), presidida por el Dr. William Soto, tienen al cuidado ambiental y el desarrollo sustentable como temas centrales de sus agendas. Los ciudadanos no podemos limitarnos a dejar la solución del problema en manos de los gobiernos y las instituciones. Por pequeños que parezcan, todos nuestros actos cuentan y hábitos como separar la basura, reciclar o caminar en vez de usar el automóvil para todo pueden hacer grandes diferencias en nuestras comunidades. Para tener la iniciativa de actuar, es necesario crear consciencia y es aquí donde los Libros Libres desempeñan un papel fundamental. Por ello, en esta ocasión les recomendamos algunos títulos que los inspirarán a entablar una relación más armónica y respetuosa con la naturaleza. Aristóteles, Sobre las partes de los animales No es exactamente una obra para pasar el rato, ni tampoco un tratado especializado de biología (no será así a los ojos de los biólogos actuales). Sin embargo, los apuntes del filósofo griego acerca del mundo animal ofrecen una perspectiva coherente y no utilitaria de los seres animados e incluso nos permiten comprender que nosotros mismos, aunque racionales, también somos animales. Herman Melville, Moby Dick Esta compleja historia puede ser objeto de diversas interpretaciones, pero una de las cosas que nos muestra es la forma en que muchas veces otorgamos atributos humanos a la naturaleza y las consecuencias desastrosas que esto puede tener. Marian Engel, Oso Esta controvertida novela canadiense narra la extraña relación que surge entre una mujer solitaria, que decide pasar una temporada en una cabaña en el bosque, y un viejo oso que habita en los alrededores. La historia sugiere que a veces, para recordar quiénes somos, debemos contemplarnos en el espejo de lo que es completamente distinto de nosotros. Stanislaw Lem, Solaris Ahora que la exploración y eventual conquista de otros planetas se ha vuelto una posibilidad mucho más asequible, conviene recordar que antes de buscar respuestas en otros mundos, deberíamos solucionar los problemas que hay en el nuestro. Este clásico de la ciencia ficción trata el tema de manera brillante.

libros

Primera letras

Bienvenido a esta iniciativa que son las primeras letras de algo que podrá cambiar la perspectiva de las personas que nos lean, donde con el paso del tiempo de tendrás que enamorar de cada articulo, cada vez desearas tener mas. Contamos con diferentes escritores que te contaran con diferentes perspectivas las narrativas y noticias que pasan día con día, serás informado y leerás historias que te impactaran.